Dotar al vidrio de una rica decoración cortada es una técnica tradicional de decoración del vidrio hecha a mano. La decoración cortada se aplica sobre todo en jarrones, cuencos, bandejas, decantadores, botellas, cestas, vasos y otros objetos de vidrio. La técnica del corte del vidrio se utiliza desde el siglo XVII. El origen del delicado brillo del vidrio tallado checo está estrechamente relacionado con la invención del cristal de plomo.

El vidrio de cristal se puede fundir fácilmente y tiene excelentes características ópticas, además es más blando y, por tanto, más adecuado para el corte que el vidrio de potasa. El brillo de los cortes se consigue con el pulido en un ácido. Inicialmente el vidrio de cristal contenía un 30% de óxido de plomo, hoy en día el contenido de óxido de plomo suele ser del 24%.

Originalmente, el vidrio de cristal servía como imitación de las piedras preciosas en Venecia. En 1710, nuestros antepasados de las ciudades Turnov, Jablonec nad Nisou y Železný Brod comenzaron a utilizarlo también. Antes pensaba que el cristal era sólo para las lámparas de araña y sólo para las habitaciones muy formales o elegantes.

No es cierto. Se puede añadir un poco de brillo a cualquier habitación, incluso a las informales. La tendencia actual para el cristal parece ser 1 usarlo con moderación y 2 mezclarlo con elementos más informales para crear un poco de contraste.

{Nótese que, a efectos de este artículo, utilizo el término «cristal» de forma general, refiriéndome al cristal real, al vidrio tallado o incluso al acrílico, siempre que se parezca al cristal. } Las lámparas de araña son, por supuesto, lo primero que te viene a la mente cuando piensas en utilizar el cristal en tu decoración y hay que reconocer que son preciosas. Decorar con cristal no es difícil, y no se limita a un grupo de animalitos de cristal tallado o adornos encerrados en una vitrina.

Las piezas funcionales de hermoso y brillante cristal incluyen todo tipo de artículos, incluidas las lámparas de cristal. Cuando la mayoría de la gente piensa en accesorios de iluminación de cristal, piensa en grandes y adornadas lámparas de araña que cuelgan del techo. Por ello, algunos pueden rehuir el cristal como modo de decoración, simplemente porque creen que el material es pretencioso o está pasado de moda.

Nada más lejos de la realidad. Decorar con lámparas de cristal es elegante, contemporáneo y nada recargado, de hecho, ¡las lámparas de cristal pueden ser divertidas! La introducción del óxido de plomo en un vaso para fabricar cristal parece remontarse a mucho antes del 1400 a.

C. , que es la edad del primer fragmento conocido descubierto en Nippur, Mesopotamia. Desde entonces, la humanidad ha tratado de perfeccionar el proceso de fabricación del cristal. Hoy en día, el cristal de plomo decorativo está disponible en porcentajes que van del 18% al 38%.

Cuanto mayor sea el porcentaje de plomo en el cristal, mayor será la refracción de la luz. Deje que su personalidad brille añadiendo una lámpara de mesa de cristal a sus habitaciones favoritas. Coloque dos de ellas a cada lado de una mesa de buffet en su comedor.

Un par de ellas en la repisa de la chimenea o en la mesa del sofá pueden vestir tu salón sin resultar ostentosas. Los dormitorios adquieren un aire romántico al colocar una lámpara brillante con detalles de cristal en una cómoda o en las mesillas de noche. Incluso he visto estas lámparas brillantes colocadas con mucho gusto en un baño, ¡simplemente hermosas!

Mantener la iluminación de cristal limpia y brillante es fácil. Basta con utilizar un paño suave de algodón para eliminar el polvo. Evite el uso de ceras, abrillantadores, limpiadores agresivos o cualquier paño con superficie de fregado para evitar que se raye o se desluzca la superficie de su cristal.

Con un poco de mantenimiento, todo el cristal seguirá brillando en Estoy por fin preparada para exhibir las copas de agua y vino de cristal grabadas por mi madre y la vajilla. Sólo he tardado 10 años en encontrar un lugar para ellos, pero esa es otra historia. Tienen casi 60 años, por lo que no son antiguos, pero sí están a punto de serlo.

Hasta ahora mis dos vitrinas de porcelana han acabado almacenando una pila de platos y una fila de vasos. Ahora quiero exhibirlos en lugar de almacenarlos. ¿Pero qué es lo que queda bien?

No hay raíles para platos, pero he encontrado soportes para platos que los mantienen en posición vertical¿Poner un juego de mesa? Pero eso parecerá un expositor de tienda, ¿no? ¿Elegir las piezas más bonitas y distintivas y exponerlas sólo a ellas?

¿Las colocas a distintas alturas? Si es así, ¿sobre qué? ¿Existe un pedestal de porcelana?